¿Qué es Scrum?

Las metodologías ágiles se derivan en distintos métodos que tienen la misma intención, pero que plantean distintos caminos para lograrlo.

En las metodologías ágiles se busca la mejora continua y la optimización de procesos productivos, con el fin de ofrecer un producto de mejor calidad, en menor tiempo y que satisfaga las expectativas del cliente, evitando los desperdicios.

Uno de esos métodos basados en la filosofía Agile es el Scrum, el cual consiste en el trabajo colaborativo dividido en pequeñas iteraciones que van sumando al producto final.

En Scrum se escogen las actividades según su prioridad y el valor que le aporta al producto y, por ende, al cliente.

Para que este método sea efectivo, se apoya en roles bien definidos que tienen responsabilidades que sistematizan el proceso. Si quieres saber más sobre qué es Scrum, sigue leyendo.

certificacion-profesional-agile-roberto-touza-david

Scrum.

Qué es Scrum y para qué sirve

Ahora que sabes qué es Scrum, es importante que sepas que sirve para organizar el proceso de manera que el producto tenga las mejores características, lo que redundará en beneficios para el cliente.

Pero más allá de lo evidente, este es un proceso que ayuda a que los miembros del equipo de desarrollo se sientan comprometidos con su trabajo, ya que el método los hace responsable de los éxitos y fracasos del resultado final.

Asimismo, el Scrum sirve para ahorrar tiempo y es ideal para procesos productivos complejos que se deben desarrollar por partes.

Diferencias entre Scrum y Agile

Mientras que Agile es la metodología que abarca al Scrum, este último es solo un método con el que se puede implementar la filosofía Agile.

Si fuesen madre e hija, Agile sería la madre y Scrum, Kanban y Programación Extrema serían sus hijas.

Entre las metodologías ágiles se apoyan para mejorar la implementación, dando como resultado métodos híbridos.

Buenas prácticas asociadas al Scrum

Las buenas prácticas definen qué es un Scrum, pues están directamente asociadas con sus fundamentos. La mejor práctica es respetar el flujo y la naturaleza del proceso, lo cual incluye:

  • Desarrollar los requisitos de forma incremental
  • Priorizar las tareas basándose en el valor para el cliente
  • Fortalecer el trabajo en equipo
  • Sistematizar la comunicación entre todos los roles
  • Establecer tiempos máximos para cada actividad

Principales características de Scrum

Más allá de la filosofía del método, lo que lo caracteriza son los roles que se establecen y la forma en que se planifica el proceso.

Dentro de los roles tenemos: Scrum Master, quien se encarga de velar porque se cumpla con las bases del método, además asiste al resto del equipo eliminando los obstáculos que puedan impedir el desarrollo de proceso; es un educador de la metodología.

Por su parte, el Product Owner es una persona que gestiona las actividades que se deben realizar (Product Backlog) para que el producto tenga el valor esperado, esta persona conoce muy bien el mercado de negocio y es capaz de priorizar las actividades que se desarrollarán.

Por último, el equipo de desarrollo es el grupo de profesionales a cargo de las actividades seleccionadas para cada iteración (Sprint Backlog); es un equipo multidisciplinario, organizado de forma horizontal, en donde sus miembros se apoyan entre sí y se comparten la responsabilidad.

Con respecto a la planificación, en Scrum existe un sistema claro, del cual hablaremos a continuación.

Permanece atento a nuestra novedades
Suscríbete a la newsletter

Ver un par de ejemplos ▶ Emails que envió a suscriptores

¿Cómo se implementa Scrum?

La implementación del Scrum se basa en el seguimiento de una serie de actividades que garantiza la optimización del proceso. Esta implementación comienza con la definición de roles.

Se planifica la iteración

Scrum es un método acumulativo en donde cada iteración o sprint supone un bloque más dentro de la construcción de una pared.

Cada uno de estos sprints se organiza con la ayuda de Product Owner, el cual plantea las actividades y requisitos de dicha iteración.

Se seleccionan los requisitos

Esta es la tarea del Product Owner, este rol cuenta con un Product Backlog, que no es más que una lista de requisitos y tareas priorizadas según lo que su experiencia le dice que es más importante y que aportará más valor.

Por lo general, el Product Owner llega a la reunión de sprint o Sprint Planning con la lista de requisitos.

En la reunión le transmite al equipo de desarrollo las condiciones en que se espera que se desarrolle cada tarea.

Por su parte, el equipo de desarrollo hace todas las preguntas que le permitirá cumplir con los objetivos y especificaciones.

Se define cuando puede considerarse una tarea como finalizada

Una de las claves de la definición de requisitos es la determinación del término de una tarea.

Como el sprint se da en un tiempo definido, que no suele superar las dos semanas, es importante que el equipo sepa cuando detenerse en el desarrollo de cada actividad. En el Sprint Planning se define cuando la calidad del desarrollo es aceptable para ser aprobada.

Se planifica el sprint

Luego de que se entregan los requisitos, estos pasan a una lista llamada Sprint Backlog y desde allí, el equipo de desarrollo, sin intervención del Producto Owner, reparte las actividades entre sus miembros; el equipo es independiente y asigna tareas de la forma en la que considere que puede satisfacer los requisitos en el tiempo dado.

Tanto en la entrega de requisitos, como en la planificación del sprint, el Scrum Master está presente para apoyar y permitir que el proceso fluya.

Se ejecuta la iteración

En esta etapa del proceso, lo que más destaca es la comunicación diaria entre los miembros del equipo de desarrollo.

Scrum tiene un sistema de reuniones bien definidos y las Daily Meetings sirven para mantener al día a todos los miembros sobre el avance.

La reunión diaria o de sincronización, suele durar muy poco tiempo, alrededor de 15 minutos, y en esta cada participante se limita a responder tres preguntas: ¿qué hice ayer? ¿qué haré hoy? Y ¿qué necesito para lograr mis tareas?

Con estas tres preguntas, el equipo toma decisiones, en muchos casos el Scrum Master es quien facilita la eliminación de impedimentos, pero es el mismo equipo quien decide cómo se van a apoyar entre sí.

Si existe una tarea que está impidiendo que otras avancen, ellos deciden cuales miembros del equipo ayudarán a superar ese inconveniente.

Asimismo, dentro de la iteración o sprint se pueden hacer cambios de los objetivos, como respuesta a las solicitudes del cliente, esto para maximizar el valor del producto.

Aunque estos cambios no pueden ser tan radicales para que influyan sobre el Sprint Backlog planteado.

Se inspeccionan los resultados y se adapta el método

Una vez que se termina el sprint, se pasa a la etapa de prueba de los requisitos desarrollados, la cual tiene dos actividades clave:

Se demuestran los avances

El último día se muestran los logros del equipo, en esta reunión está presente el Product Owner y, de acuerdo con el Backlog y los acuerdos sobre la calidad y el nivel de desarrollo, se determina si está aprobado o no.

Asimismo, tras la demostración, se pueden sugerir cambios o adaptaciones para que el producto tenga el mayor valor; esos cambios serán ejecutados, junto con nuevos requisitos, en el próximo sprint.

Se analiza el sprint

Finalmente, se hace una evaluación del desempeño del equipo, en esta reunión no participa el Product Owner, pues es una reunión de retrospectiva.

Es decir, lo que se busca es que el mismo equipo discuta la experiencia y proponga mejoras para el sprint que comenzará al día siguiente.

Una vez más, el Scrum Master se encargará de convertir estos fallos en oportunidades de mejora y guiará al equipo para que implementen cambios en la próxima iteración.

Publicaciones blog

Actualidad y publicaciones para impulsar la innovación y la estrategia para todo tipo de organizaciones